BD BD Worldwide  |  Privacidad  |  Términos y condiciones  |  Aviso de Privacidad de Protección de Datos Personales
MexicoMéxico
Cuidados para la diabetes homeCENTRO DE APRENDIZAJEPRODUCTOS BD
[spacer image]




 
Causas y factores de riesgo de la Diabetes Felina

Causas de la Diabetes Felina

La incidencia de la diabetes mellitus es similar en perros y gatos, con un frecuencia que varía de 1 en cada 100 a 1 en 500.1 Los gatos machos tienen una y media veces más probabilidades que las hembras de desarrollar esta condición y la castración aumenta el riesgo al doble. Otros factores de riesgo son la obesidad y la edad (mayores de 10 años).

Biología de la diabetes felina

Cada célula en el cuerpo necesita energía para vivir. Al igual que otros animales, los gatos obtienen su energía mediante la conversión de los alimentos que comemos en azúcar (glucosa). Esta glucosa viaja en el torrente sanguíneo del gato como un componente normal de la sangre. Cada célula de manera individual toma algo de glucosa de la sangre para usarla como fuente energía. La sustancia que permite a las células tomar la glucosa de la sangre es una hormona llamada "insulina".


La insulina es producida por las células beta que se encuentran en el páncreas, el cual está situado al lado del estómago. Cuando la glucosa en la sangre aumenta, las células beta liberan insulina al torrente sanguíneo, facilitando la entrada de la glucosa a las células en el cuerpo. La insulina se une a las proteínas de la superficie celular y permite a la glucosa pasar de la sangre a las células, donde es utilizada  como fuente de energía.

En un gato con diabetes, ciertos depósitos de proteínas en las células beta del páncreas les pueden impedir producir suficiente insulina; estos son llamados depósitos amiloideos.2 Si el páncreas no produce la insulina necesaria, las células no tienen manera de utilizar la glucosa que está en el torrente sanguíneo, de modo que las células "mueren de hambre", mientras que el nivel de glucosa en la sangre se eleva.

En respuesta a la falta de energía, el cerebro envía señales que le indican al gato a comer más. Mientras tanto, otras células en el cuerpo intentan obtener glucosa a partir de la degradación de las grasas y las proteínas de los músculos, que el hígado puede convertir en glucosa. Se presenta un círculo vicioso: más glucosa se está creando, pero no puede ser utilizada como fuente de energía, porque no hay suficiente insulina para transferir la glucosa al interior de las células.

Cuando la glucosa en la sangre es muy alta, se empieza a “escapar” por la orina del gato. La orina de los gatos sanos no contiene azúcar. En un gato con diabetes, el azúcar en la orina extrae agua como una esponja. Por esta razón el gato con diabetes produce grandes cantidades de orina, esto provoca que el gato beba demasiado para tratar de mantener la cantidad adecuada de agua en su cuerpo.

Las respuestas a la falta de insulina llevar a los gatos con diabetes a mostrar los mismos síntomas que las personas con diabetes: pérdida peso a pesar de un aumento del apetito, beber abundantemente y orinar en exceso.

Obesidad y Diabetes Felina

Según un estudio, los gatos obesos tienen 4 veces más probabilidades de presentar resistencia a la insulina que los gatos delgados.3 El aumento de grasa corporal dificulta que la insulina haga su trabajo debido a que el tejido graso produce hormonas que reducen la acción de la insulina.


Toma un papel activo en el cuidado del peso de tu gato. Esto puede ayudar a prevenir algunos importantes problemas de salud en el camino. Los gatos que se encuentran especialmente en riesgo de convertirse en obesos y/o diabéticos  son los que viven en el interior de las casas, han sido castrados y son de edad mediana. Los gatos que viven en interiores tienden a hacer muy poca actividad física. No es fácil desarrollar un programa de ejercicios para un gato.


Tener dos gatos en lugar de uno puede ser el mejor consejo con respecto al ejercicio, porque los gatos pueden jugar entre sí. Si piensas que tu gato está empezando a subir de peso, puedes intentar algunos métodos de control de calorías (lee sobre la dieta y el ejercicio).

Diabetes temporal en gatos

En los estudios, en cualquier lugar del 10% al 40% de los gatos con diabetes tenían una diabetes mellitus reversible llamada "diabetes transitoria" .4, 5


Algunos de estos gatos pueden recuperar la función normal de la insulina al perder peso, si son obesos. Para otros, un período corto de tratamiento con insulina puede comprar tiempo para permitir revertir la condición. La insulina puede ayudar al gato a sobrevivir el tiempo suficiente mientras su páncreas recupera la capacidad de producir insulina de forma natural.

Sin embargo, no es posible que el veterinario pueda saber desde el principio si la diabetes de tu gato es reversible.

 

    1. S.J. Ettinger, E.C. Feldman: Textbook of Veterinary Internal Medicine, 5th Edition, Vol. 2., 2000 pg 1438.
    2. O'Brien et al: Islet amyloid polypeptide: a review of its biology and potential roles in the pathogenesis of diabetes mellitus. Vet Pathol 1993; 30: 317-332
    3. Scarlett JM; Donoghue S: Saidla Willis J: Overweight cats: prevalence and risk factors. Int J Obesity 1994; 212: 1725-1731
    4. Nelson RW; Griffey SM; Feldman EC; Ford SL: Transient clinical diabetes mellitus in cats: 10 cases (1989-1991). J Vet Intern Med 1999; 13: 28-35
    5. Kraus MS; Calvert CA; Jacobs GJ; Brown J: Feline diabetes mellitus: a retrospective mortality study of 55 cats (1982-1994). J Am Anim Hosp Assoc 1997; 33: 107-11


[spacer image]
[spacer image]